Unbroken / Inquebrantable

Unbroken / Inquebrantable

UNA HISTORIA DE RESILIENCIA Y PERDÓN

Louis Zamperini (Jack O’Connell), un chico estadounidense de origen italiano pasa su niñez entre riñas y problemas de rebeldía, su hermano lo ayuda a entrar al equipo de atletismo de la escuela y de ahí Louis empieza a destacar hasta participar en los juegos Olímpicos en 1936. Al poco tiempo se alista en el ejército y se convierte en piloto de guerra cuando estalló la Segunda Guerra Mundial. Durante la contienda sufre un accidente en el Pacífico, junto a dos compañeros y viven una situación extrema durante 47 días, sin agua ni comida, hasta que son encontrados por un buque de guerra japonés siendo capturados y llevados a una isla donde son torturados y mantenidos presos durante dos años hasta el fin de la guerra. Louis Zamperini es particularmente torturado por el Pájaro de Ofuna, Mutsuhiro Watanabe (Takamasa Ishihara) un villano de la vida real. La película está considerada como una película cristiana que muestra lo mejor y lo peor del ser humano, debido al mensaje de coraje, fortaleza y fe que representa Zamperini, en la historia real, además, es una historia de perdón.

La historia de Louis Zamperini estuvo en la mira de Hollywood desde 1947, cuando compraron los derechos de sus memorias, pensando en Tony Curtis para personificarlo. Sin embargo no fue hasta 2010, cuando Laura Hillenbrand escribe «Unbroken : a World War II story of survival, resilience, and redemption» en el cual la escritora narra la vida del atleta olímpico Louis Zamperini. Nada más acertado que la palabra resiliencia para describir el final real de esta historia, donde Louis Zamperini no sólo supera sino que supera de forma correcta las dificultades y las convierte finalmente en sus fortalezas.

Inquebrantable, la película producida y dirigida por Angelina Jolie fue estrenada en 2014, el guión corrió a cargo de los hermanos David y Ethan Coen, la película, obtiene buenas críticas, a pesar de ser solo la segunda dirigida por Angelina Jolie y obtiene tres nominaciones a los Oscar de 2015: Mejor sonido, Mejor edición de sonido y Mejor fotografía.

Louis Zamperini, nace en 1917 en Nueva York, dentro de una familia de inmigrantes italianos. Durante la adolescencia y después de meterse en muchas riñas y lios su hermano lo inscribe en el equipo de atletismo de la escuela. A los 17 años ganó el Campeonato de California de 5 mil metros, lo que le permitió obtener una beca para estudiar en la Universidad del Sur de California. Dos años después clasificó para los Juegos Olímpicos de Berlín de 1936 en la modalidad de 5000 metros. Llegó a la final, en octavo lugar pero rompió el récord de vuelta con 56 segundos, siendo el deportista estadounidense más joven (19 años) de la especialidad hasta entonces. Aunque no consiguió ninguna medalla, su rendimiento deportivo causó una gran impresión en el mismo Adolfo Hitler quien quiso conocerlo personalmente, para felicitarlo, diciéndole: “Así que tú eres ese muchacho que ha corrido tan rápido en la última vuelta, eh? Buen chico, enhorabuena”.

Parecía que Zamperini, tendría una extraordinaria carrera en el atletismo, de hecho se preparaba para participar en los siguientes Juegos Olímpicos de 1940 que se llevarían a cabo en Japón. Sin embargo, el mundo cambia radicalmente al estallar la Segunda Guerra Mundial en 1939. En 1941 Zamperini se enlista en el cuerpo aéreo del ejército y es asignado como bombardero de un B-24 bautizado como Superman. En 1943, el Superman fue dañado durante una misión, por lo que el avión fue sustituido por otro B-24 llamado Green Hornet (Avispón Verde), el cual se sabía tenía constantes fallas mecánicas. En abril de 1943 durante una misión de rescate, la aeronave sufrió un error mecánico y se desplomó en caída libre directo al mar. De los 11 tripulantes, 8 perdieron la vida, sobreviviendo sólo Zamperini, Russell Phillips y Francis McNamara quedando varados sobre el océano. Ahí inició su sufrimiento, al pasar más de 40 días en una balsa comiendo peces crudos y bebiendo agua de lluvia. Desgraciadamente McNamara no logró superar esta dura prueba y murió después de 33 días en el agua. Zamperini y Philips fueron atrapados por tropas japonesas en cuanto pisaron tierra firme en las Islas Marshall. En cautiverio, conocieron a Mutsuhiro Watanabe considerado uno de los criminales más sanguinarios de la guerra.

Durante los siguientes tres años, los prisioneros sufrieron maltratos, castigos y humillaciones, hasta que por fin llegó el fin de la guerra y Zamperini y su compañero regresaron a Estados Unidos, donde se les había declarado muertos en combate. Ahí inició otro sufrimiento, al ser diagnosticados con estrés postraumático. Zamperini además sufrió exasperación y una gran ira, lo que lo alejó de las competencias deportivas y, la ilusión de ganar alguna medalla, quedó totalmente descartada. A pesar de este negro panorama, Zamperini se casó en 1946 con Cynthia Applewhite, tuvieron dos hijos y vivieron juntos hasta el año 2001, en que murió su esposa.

Gracias a Cynthia, Louis empezó a asistir a las llamadas “cruzadas de envagelización” encabezadas por Billy Graham, después de un tiempo, decidió dedicar su vida a Cristo, lo que lo llevó a tener un proceso de perdón para sus captores y sobre todo para Watanabe. En 1950 visitó la prisión de Sugamo en Tokio donde estaban encarcelados muchos criminales de guerra y donde él les otorgó su perdón. En varias ocasiones trató igualmente de volver a ver a Matsuhiro Watanabe para perdonarlo pero éste se negó en todas esas ocasiones a verlo.

En la etapa final de su vida, en enero de 1988, unos días antes de cumplir 80 años, Zamperini corrió un tramo en el relevo de la antorcha olímpica para los Juegos Olímpicos de Invierno en Nagano, Japón. En ese mismo año y a propósito de la participación de Zamperini en las Olimpiadas, una televisora estadounidense entrevistó a Watanabe, en esa única entrevista a este sádico personaje, Watanabe confirma que no recibía órdenes para torturar, que lo hacía por decisión propia ya que consideraba a todos los prisioneros como enemigos de japón.

Louis Zamperini se dedicó a realizar charlas motivacionales, contando sus experiencias y a los 97 años publica un libro: Don´t give up, don’t give in: lessons from an extraordinary life (No te rindas, no cedas: lecciones de una vida extraordinaria)

Louis Zamperini muere en Los Angeles en 2014 debido a una neumonía antes del estreno de la película, sin embargo cuando estaba enfermo y hospitalizado, Angelina Jolie le mostró una versión no editada de la película, Louis terminó de verla y sonrió, con ojos llorosos, satisfecho de la misma.

Referencias:

https://www.milenio.com/deportes/mas-aficion/louis-zamperini-atleta-sobrevivio-guerra-mundial

https://www.ecured.cu/Louis_Zamperini#Prisonero

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: